En las comunidades de Castilla y Leon, Extremadura y Canarias no estan obligados a tener hojas de reclamaciones de Consumo, pues estos no tienen competencias.